Impresiones: For Honor (Pre Alfa)


Los más asiduos a RDM sabéis de sobra que llevamos siguiendo todo lo relacionado con For Honor con mucho hype desde que Ubisoft lo anunciara por primera vez en el E3 del año pasado.

Lo primero que hay que aclarar, qué tipo de juego es For Honor, ya que por lo que nos habían enseñado parecía un Musou (Dinasty Warriors, Dragon Quest Heroes…), es decir, un machacabotones, y nada más lejos de la realidad. For Honor es un juego de acción en el que transcurrirán batallas multitudinarias a nuestro alrededor, si, pero muy técnico, ya que lo que prima son los duelos entre héroes. Preparaos a dominar las tres posturas de combate y defensa, o moriréis impunemente si vais a lo loco. Hay que esquivar, bloquear, romper la guardia y en definitiva tener paciencia para salir airosos de los duelos. Imprescindible que acabéis el tutorial para entrar a la batalla en condiciones y disfrutar al máximo del juego.


De momento y a falta de ver qué tal es la campaña que se intuye tras ver la intro, tenemos tres tipos de juego online: Duelo (1 vs 1), Pelea (2 vs 2), y Dominio (4 vs 4),este último el más completo y divertido ya que hay que capturar posiciones como defensor o atacante, eliminar tropas y vencer a los héroes rivales, con lo que iremos ganando experiencia y obteniendo puntos. Una vez superados los 1000 puntos hay que eliminar a los 4 héroes rivales que ya no podrán revivir, y cuando acabemos con todos, habremos vencido.

Con el dinero que ganemos en las batallas y cumpliendo objetivos, podremos comprar nuevos héroes. Empezamos con uno por bando, Guardián (Caballeros), Kensei (Samuráis), e Invasor (Vikingos), y vamos a poder desbloquear al Conquistador, Orochi y Bersérker, aunque aún quedarían dos héroes más por facción. Punto a favor, es lo bien diferenciados que están los héroes, tanto estética como jugablemente. De momento me quedo con el caballero con mangual (Conquistador). No os dejéis llevar por la apariencia (“me gustan más los samuráis”) como me pasó a mí, probadlos todos y decidid cuál encaja mas con vuestro estilo, porque no tiene nada que ver uno con otro.


Gráficamente si bien es cierto que los escenarios no son muy grandes, y los masillas son prácticamente clones los unos de los otros, es un juego visualmente muy llamativo, de lo mejorcito que le hemos visto a Ubisoft, y eso que todavía estamos en la fase Alfa, por lo que tal vez podrían mejorar algunas texturas. A esto hay que añadirle algo que me encanta de los juegos, como me habréis escuchado varias veces en el programa, las opciones de personalización de nuestros personajes, y For Honor las tiene, tanto estéticas como las que afectan directamente a nuestras características y habilidades. Podremos cambiar el patrón de color de nuestro héroe, modificar cada uno de los elementos de nuestra arma (mango, hoja, cadena…), cambiar piezas de la armadura, añadir texturas, emblemas, grabados… La cosa pinta bastante bien de cara a la versión completa del juego.

Ahora solo queda esperar al día de los enamorados para hacernos con este prometedor título.


Comentarios